Responsabilidad de lucha

Jueves, 06 de Abril de 2017 00:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF

Responsabilidad de lucha

“Debiera haber obispas”, de Rafael Solana, es una de las dos dramaturgias que deseé ver puestas apenas terminé de leerla, casi como prosa, estorbándome muy poco las acotaciones. A lo largo de la trama me fui entusiasmando con el desenvolvimiento de Matea, así que lamenté muchísimo el muy sumiso acatamiento de un lugar secundario, cual destino predestinado dada su condición de mujer, no obstante el atinado manejo de los diferentes intereses convenencieros de los encumbrados de su comunidad sin más razón que su condición acaudalada.

Apunto la debacle de la protagonista, sin citar la dramaturgia a la letra, cuando el obispo le responde a Matea acerca de su lugar y su ocupación: “Por lo mucho que sabes, y por lo mucho que puedes, tú no debes permanecer más en este pueblo. Las dotes propias de tu sexo son tan útiles para el manejo de ciertos asuntos… En la casa episcopal está haciendo falta quien cuente los huevos, pese el café, el azúcar y el maíz. Tendrás mis casullas y mis estolas en su sitio, y mis albas y mis sobrepellices muy almidonadas. Me encenderás la luz cuando me levante a misa, me harás mi chocolatito de tres tantos, con una lumbre muy fuerte. Allí está tu lugar, junto a la lumbre, con el aventador en la mano, y con la aguja y el dedal para recoserme mi sotana y con el plumero para quitarles el polvo a todos mis santos.”   

obispa1Matea defiende la justeza de la causa que la mueve, pero finalmente claudica: “Me ofrece usted una vida oscura, y aun miserable, sobre todo infructuosa; no pienso en mí misma; creo que ha sido puesta en mis manos una fuerza para el bien, y que no tengo derecho de acobardarme. Puedo hacer muchísimo más… pediré leyes más justas, podré velar por los desvalidos, haré que la gente en la que peso me siga en campañas de asistencia social. Sería abandonar la lucha… ¡tengo una responsabilidad, una obligación, un llamado! Creo que es demasiado tarde,… no me tocó a mí… nos vamos ahora mismo Monseñor.” (1)

Queda como consuelo de la desolación en el siglo XXI que aún en 1953, Rafael Solana no quitó el dedo del renglón: “No me tocó a mí”, dice Matea. En el atinado ritmo que los Cómicos de la Legua le han impuesto a su montaje, quizá vendría bien una mayor contención para subrayar ese dejo de no total claudicación, digamos que rememorando la actitud y la promesa-advertencia inmortal del general Douglas MacArthur: “¡Volveré!”, para recuperar las islas Filipinas invadidas por el imperio japonés.

El tino del ritmo lo constituye también la transformación que va desarrollándose en la personalidad de Matea. En términos contemporáneos cabría apuntar un empoderamiento de sí misma y de quienes intervienen en sus circunstancias, o más precisamente, de quienes las hacen. Con los Cómicos veamos a Matea muy desprendida del aliento provinciano que no pierde en el texto de principio a fin. Subraya el humorismo de la comedia el contagio de transformación que alcanza a la criada de Matea.  Eufrosina personifica la conseja popular que alienta el tranzar para avanzar, su curva de aprendizaje corruptivo es breve y recorrida velozmente, al grado de enmendarle mustiamente la plana al corrupto-corruptor de la escena nacional: el político partidista trepador por antonomasia. En términos banqueteros es sencillamente la cadenera: pasa el que mejor paga y entra sin boleto.

“Debiera haber obispas” en buena medida retrata la hipocresía que en Querétaro conocemos como ‘doble moral’, o sea, por ejemplo, incurrir privadamente en la conducta denunciada y reprobada públicamente. Aprovechando el periodo pascual que corre, correspondería bíblicamente al señalamiento de los ‘sepulcros blanqueados’. Por el mismo hilo conductor concluiríamos con el dramaturgo que no hay redención. Estos pecadores provincianos de cualquier parte, o sea, de todo México, no se arrepienten, ni están en disposición para dejar de pecar, solo buscan que no haya quien se los pueda echar en cara, ¿cómo? Corrompiendo o quitando del camino al disonante.  Disyuntiva resumida criminalmente en: Plata o plomo, traducido jocosamente en la práctica conclusión de te aclimatas o te aclimueren. 

obispa2

“Debiera haber obispas”, como otras obras de mediados del siglo pasado, quiere hablarle al público mexicano en su idioma, presentarle una imagen de su propia vida. “Se convierte así el Teatro de México en un teatro mexicano, lo cual no implica forzosamente la vuelta al costumbrismo o al naturalismo, y ni siquiera una adhesión incondicional al neorrealismo. La puerta queda abierta para todas las escuelas, para todas las técnicas, para todas las calidades, a condición de que no se rompa el nexo con el público.” (1)

Hay tal gracia, tal solvencia, tal equilibrio, tal hondura de cuchillito de palo en esta dirección, extrañamente colectiva de los Cómicos de la Legua, que el nexo se sostiene como cuando se iniciara en los primeros días de septiembre de 1959. 

(1) “Teatro mexicano del siglo XX”, tomo III. Letras mexicanas. FCE pp 540, 541, 542, XI

 

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Bichos en coloquio

Bichos en coloquio
Hubo un Coloquio del Día del Títere al Día del Teatro en el que quedó incluido el Día del Teatro para Niños: más declaraciones y dedicaciones que actuaciones. Este coloquio una palidísima sombra del realizado en 2010 del 19 de marzo al 3 de abril con tres talleres y actuaciones int

Publico y enterados

Publico y enterados
Muy deseable que no hubieran compartido calendario para apreciar la brevedad de sus temporadas, pero VeOzDanza y Ciudad Interior trabajaron al mismo tiempo en el Teatro de la Ciudad y el museo de mismo apellido, respectivamente, los días 21, 22 y 23 de noviembre. Me incliné por la prime

Calidad de repertorio

 Calidad de repertorio
La temporada “Diálogo entre jóvenes” del grupo Epicentro, representativo del Colegio Nacional de Danza Contemporánea mucho alentó mis expectativas acerca de la “Temporada de graduación 2015”. Sin embargo apareció Perogrullo y me desengañó. Ha de entenderse que el representa

Anfitrionía dancística

Anfitrionía dancística
La anfitronía caracterizó a los grupos queretanos de la danza contemporánea, particularmente de ensambles o artistas estadounidenses, y entre éstos fue una constante la aparente ascendencia latina, quizá concretamente mexicana. Queda para una especulación más estructurada con qui

El poder del sojuzgado

El poder del sojuzgado
¿Para qué sirve el arte? es la pregunta de entrada en el programa de mano de “Un picasso”, de Jeffrey Hatcher que David Quintero, Franco Vega y Déborah Cepeda estrenaron para la prensa el martes 28 de julio en ‘La Cartelera’, ‘El Ensayo’, o el nombre que haya olvidado. Es c

Continuaciones coreográficas

Continuaciones coreográficas
Me supieron o me parecieron continuaciones las funciones de danza contemporánea y baile y canto que presencié en el foro del Museo de la Ciudad de Querétaro y en el Teatro Esperanza Cabrera los días 2 y 3 de diciembre por parte de la compañía Ciudad Interior, de Alejandro Chávez, y

MAS QUE VER

Focos bien prendidos

Otro debut femenino en la dirección escénica queretana en lo que va de 2016, y sus ufano

Leer más
Michelle Rodriguez estuvo a punto de abandonar la saga de “Fast and Furious”

Los seguidores de la saga Fast and Furious nunca han tenido tantos conocimientos

03-10-2016
Leer más
“Piratas del Caribe 5”. Buscando el tridente de Poseidón

  Dirigida por los cineastas noruegos Espen Sandberg y Joachim Rønning, “Pirates of

22-09-2015
Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?