La loca emocionada y emocionante

Jueves, 21 de Septiembre de 2017 00:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF

La loca emocionada y emocionante

¿Qué le da notoriedad a un personaje, excluyendo la relación masculina, para ser socialmente correctos con los tiempos que corren, si de una mujer se tratase? La trascendencia de sus hechos, sería una respuesta, incluyendo la expresión de su pensamiento. Así, ¿cuáles corresponden, o son atribuibles, a María Carlota Amelia Victoria Clementina Leopoldina, hija del rey de Bélgica? En términos teatrales podría decirse que, por lo menos en el escenario mexicano, su desempeño es secundario. ¿Tiene algún mérito la longevidad? Seguramente dependerá de lo que se haga con o durante ella. ¿Habría trascendido la mínima casa real belga sin la osadía o ingenuidad trasatlántica ya unida a otro destino? ¿Cuánta responsabilidad es asumible o imputable en la pérdida de la cordura? Perdurabilidad y desvarío se antojan así las prendas más loables y estimables de Carlota, la de narices de pelota, según he retenido del burlón y machacón tonadilla infantil que me la dejó gravada mejor que cualquier texto escolar, poco o nada memorizado después de la institucional acreditación. Musicalmente no sale mejor parada con los versos, tan versionados, de aquella habanera titulada “La paloma”. Formar parte de una portentosa ramificación, confundible con raigambre, a través de lazos familiares, políticos y sanguíneos, próximos, lejanos y lejanísimos sería otro haber, de acuerdo con el primer capítulo de la muy laudada novela “Noticias del imperio”, del igualmente distinguido y estudiado literato mexicano Fernando del Paso (1 de abril de 1935, Ciudad de México). miramar1

Hasta aquí la personaje aparece sin hechos propios que así la acrediten. Entonces ¿por qué lo es? Pues porque el público así lo ha querido, podría responderse. Pero ese primer capítulo acepta, permite, alienta una segunda lectura, no escrita con la letra, sí entendible en la transmisión y discurrir del pensamiento: Carlota es dueña de una fidelidad y de una convicción irreductibles en un destino de dirección y amoroso por Max, Maximiliano de Habsburgo. Es esta característica y cualidad en la que está montada la creatividad artística e interpretativa de Benito Cañada e Ivonne Ruiz para ofrecernos el monólogo “La loca de Miramar”, con una enorme economía escénica de dos muebles domésticos de época y dos telas por attrézzo. Ambos artistas decidieron que el escenario ideal es el Cerro de las Campanas, mientras más cerca de la capilla austriaca mejor, pero el escalamiento, aún con escalones, no es tema mío y mi preferencia siempre será por el espacio cerrado frente al abierto, máxime en una intemperie elevada, por más espectacularidad que represente el telón nocturnal. Así, no desaproveché la muy nacionalista oportunidad del sábado 16 de septiembre para acudir a ‘La Chimenea’ de la Vieja Estación de Ferrocarril.

No sé si se conduzca con una exigentísima selectividad, pero a Ivonne Ruiz la he visto en dos monólogos en el presente siglo, o sea devotísima practicante del proverbio: De lo bueno, poco, y mientras más bueno, más poco. La anterior ocasión fue con “Frieda” en dos escenarios: una antigua dirección de la Escuela de Laudería, en la esquina de las calles de L. Pasteur y J.M. Morelos, y el Teatro del Seguro Social. El convencimiento por su capacidad histriónica fue total. Si Frida Kahlo la hubiera visto, seguramente hubiera querido ser como Frieda. El personaje quedó rebasado por la capacidad de Ruiz para proyectar, dramatúrgica y dramáticamente, al ser humano en su multiplicidad de facetas: artística, política, erótica, paralítica, amorosa, militante, rencorosa, celosa, dolida, derrotada, agnóstica, atea, marxista, nacionalista, trasgresora, combatiente. Pudiera ser también que para su personal desempeño escénico prefiere darle la vuelta al embrollo de la logística del ensayo y montaje grupal. miramar2

Sin la festividad plástica, con la Loca de Miramar una condición demencial recorre la cordura reclamante, invocante, de compromisos implícitos y explícitos en los ámbitos político y doméstico, americano y europeo; transita también la exhortación que trasgrede, o la verosimilitud nos deja en la incertidumbre, la cuarta pared, ubicándonos en una empatía histórica tan queretanamente identitaria. Nunca vemos a Fernando Maximiliano José, Archiduque de Austria, Príncipe de Hungría y Bohemia, Conde de Habsburgo, Príncipe de Lorena, Emperador de México y Rey del Mundo pero la enjundia y la pasión de la loca enamorada y enervada nos lo hace presente en ese Palacio de Bouchot cuarteado por el silbato del ferrocatrén que pasa por el barrio de la otra banda del río Querétaro. Durante casi una hora Ivonne Ruiz se desplaza y desempeña encorvada por los años de Carlota y los acontecimientos inimaginables del progreso y de la historia. Faltaría que la ambulación fuera progresivamente arrastrada: de los pasos dados a los casi deslizados y tembeleques tras sesenta años de aislamiento y confinación.

 

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Vulcanizaciones

Vulcanizaciones
Para el ocio y la ociosidad del cuestionamiento técnico ¿es multimedia la proyección de una filmación dentro de un espectáculo dancístico? ¿Tiene valor o equivalencia escenográfica esta proyección y/o filmación?, de ser así, se entiende el carácter multimedia del espectáculo.

Misterio y esoterismo

Misterio  y esoterismo
A donde se presente la actriz Rubí Cervantes voy, y después de verla en “666”, seguiré yendo. Aunque el espacio escénico donde se presenta Miqro Teatro, aludido o descrito como ‘diferente’ y ponderado o justificado con la afirmación de que ‘En espacios pequeños… pasan cos

Estreno del año 2014

Estreno del año 2014
Por fin ha sido corrido el telón 2014, conjugándose con el jubiloso ánimo de: ¡Año nuevo, vida nueva!  El telón del año que ha empezado, casi lo ha abierto Arteatral CUT, primero en el Teatro de Cámara (El Jacalón, para íntimos y confianzudos) y acto muy seguido en el ‘Esp

Todo público, o sea, el infantil

Todo público, o sea, el infantil
La remembranza ferrocarrilera permanece secular y revolucionaria con “Mi abuelo el maquinista”, mientras en Querétaro la leyenda del Tren Bala corre con renovados discursos que he escuchado por lo menos desde finales de la década de los años 70. El Constitucionalista vivió tan poca

Insepultos demandantes

Insepultos demandantes
Nuevamente, en mi caso, el peso de la primera buena impresión priva al conocer el estreno de la reposición de “Cabaret Necrópolis”, el domingo 6 de mayo en el foro del Museo de la Ciudad de Querétaro. No cabe pasar por alto el día y la hora para regresar a este escenario, que bien

Trilogía shakespearana contemporaneizada

Trilogía shakespearana  contemporaneizada
Contra mi política profesional de no ocuparme de las producciones escénicas no-queretanas, el viernes 23 de setiembre acudí al foro del Museo de la Ciudad para presenciar “Blackout”, del dramaturgo mexicano Jaime Chabaud, por parte del grupo potosino El Rinoceronte Enamorado, fundad

MAS QUE VER

La seducción del prestigio

¿Qué torcido personaje interpretará ahora Jorge Maldonado? Desde el repugnante violador

Leer más
El tiempo que consumes riendo, durmiendo o echando flatulencias

Quizá nunca hayas reparado en el tiempo que utilizas para realizar ciertas actividades a

10-06-2016
Leer más
Comenzó el rodaje de la 7ª temporada de Juego de tronos

La séptima temporada de Juego de Tronos ya ha iniciado su producción. Según i

02-09-2016
Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?