Deslumbrante… con todo el brillo disponible

Jueves, 26 de Abril de 2018 00:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF

Deslumbrante…  con todo el brillo disponible

Adolece de simplicidad la sinopsis que encuentro de la comedia musical “Hairspray”: No obstante su redonda silueta, Tracy tiene una única ilusión: bailar en la emisión televisiva de Corny Collins. Por una casualidad de la vida, éste asiste a una tardeada escolar, presta atención a su desempeño y la invita a presentarse en el programa sensación. Rápidamente la adolescente devine estrella, provocando la envidia de Amber, hasta entonces la primera figura del espectáculo. La suerte de Tracy cambia tras atestiguar un hecho de discriminación, alinearse y encabezar  una manifestación a favor de la integración racial. Ocupada, sin perspectivas promisorias, en salir de prisión, sus posibilidades de competir en la final por el título «Señorita Hairspray» frente a Amber están muy comprometidas…  En busca de la información que encontraría en un programa de mano, mucho me asombro ante  la fidelidad con que el Centro de Espectáculos de la FBA-UAQ, bajo la dirección Celene Lob y Karim Aarun, replica o reproduce la comedia de Thomas Meehan y Mark O’Donnell que tuvo 2,642 representaciones consecutivas entre el 15 de agosto de 2002 y 4 de enero de 2009. Especial admiración provoca, y sonorísimo aplauso merece, la traducción de las canciones por parte de K. Aarun,  Fernando Vázquez, Sara Aimée y Marisol Estrada.hairspray1La sinopsis es omisa del nepotismo, chantaje laboral y supramacismo de la productora para imponer a su hija y condicionar el programa a sus muy personales intenciones y caprichos. Tampoco nos dice nada de la altiva mamitis de Amber ni de sus convenencieras lambisconas. El uso embobante y acrítico de la televisión en pro de la sumisión de los consumidores a favor de la cosmética, en este caso el uso de un pegamento aerosol para el arreglo capilar, no asoma ni por equivocación en esa síntesis, ni el funcionalismo mercantil del ímpetu y la ingenuidad juvenil desfogada y canalizada a través del canto y el baile. La anulación clasista mediante el integrismo a través del arte y el sincero amor romántico resultaría un mal chiste, casi estúpido, sino fuera a través de la musicalidad de la trama de “Hairspray”. No tiene lugar en la sinopsis la ruptura de la barrera generacional materno-filial que triunfa gracias a la apertura a la sensibilidad que reclama la interpretación de este canto y este baile; tampoco la expresividad que incita a la conviabilidad y el desempeño coral que embarca en una espiral regocijante, sin distingos ni diferenciaciones banales y superficiales. Quizá un prólogo con similar advertencia en un programa de mano sería más convocante y predisponente a la expectación por la tercera llamada, en adición a la sinopsis aludida. En resumen, las diversas lecturas que permite la trama de esta exitosa comedia musical dan lugar a compartir la reflexión impresa que intente rebasar la efemeridad de la representación, y de paso nos permita conocer los créditos creativos además de las interpretativos de tan meritoria puesta en escena que presencié el viernes 21 de abril en el auditorio Esperanza Cabrera. hairspray2

Más propenso a admirar y atender las interpretaciones no puedo pasar por alto que esta vez a Sara Aimée le faltó la talla que en otras actuaciones le sobraba, y que tan en personaje parecía que estaría, guiado por las imágenes que encontré en el youtube. Pero fisonomías aparte, a Tracy le va muy bien en la competencia artística de esta actriz y cantante. Mediante el mismo recurso referencial supuse que Cristóbal Ramírez López sería la mamá, pero siempre habiéndolo visto en personajes tan viriles y varoniles, por ejemplo el antagónico de Woyzek, me mantenía expectante: qué regocijante sorpresa. Sin amaneramientos efectistas da una corporeidad, una gestualidad y unos modos femeninos maternos y conyugales muy acertados. Todo, o mucho, es actuación e interpretación, no busca el enmascaramiento de la caricatura afeminada, y mete oportunamente instantes de contrastación entre el personaje femenino con el intérprete masculino que irrumpen graciosamente; curvas y volúmenes rellenados más serían una botarga vacua y desalmada sin la intención, la contención y el ritmo de la actuación. También mucho destaca por su simpatía y bello cambiazo, Penny, o sea Natalia Cabrera, la mejor amiga de Tracy. Su vitalidad, su vivacidad ¡y su vocecita! Tan solo por talla y peso resultan una atinada pareja dispareja. El paso de la faldota en A una cuarta arriba de los tenis al entallado minivestido y tacones resulta un verdadero vuelco. Por disparidades muy notorias también funcionan convenientemente los señores Turnblad, con un Wilbur (Pablo A. Cabral B.) estrafalario y chispeante en presencia y carácter a partes iguales, como papá y esposo gracioso y oportunamente despistado. hairspray3

La negrura destaca con el canto de Seaweed J. Stubbs (Bernardo Ortiz Saldaña) y la atinadísima selección de Harlem Adriana como la incontenible Motormouth Maybelle. Fernando Vázquez, cantando y animando como Corny Collins, reafirma su histrionismo y musicalidad. La armonía, la claridad y el timbre de los coros y su desempeño bailable sostienen y respaldan la continuidad boyante. Como la madrastra en los cuentos, los personajes insidiosos, cizañosos y malportados poco aprecio concitan, y en tal reacción negativa está la alta valoración que logran Celene Lob y Karla Gudiño como madre e hija, Velma y Amber von Tussle, respectivamente.

A no dudar, un escenario mejor y más equipado acústica y lumínicamente hará lucir con el esplendor que merece otro montaje tan bien concertado por este Centro de Espectáculos como lo es “Hairspray”

 

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Masacrar la masacre

Masacrar la masacre
10:40 hora inusual para la convocatoria a un espectáculo, que siendo performático pudiera tener una significación histórica o intencionalidad social. “Poética de la masacre”, de John Martín Cordero Peralta, catedrático de la FBA-UAQ, presentado por Vestigium Arte Móvil A.C., co

Condenación amorosa

Condenación amorosa
Narciso Arsen se solaza en la contemplación de su persona, recorre embelesado todas sus longitudes hasta donde su mirada le alcanza. No cesa de admirarse persistentemente. No están exentos de su admiración y delicado miramiento los objetos relacionados con su cuerpo, su presencia y su a

Desreferenciado

Desreferenciado
Desmonto una entre-vista de una heroína reticente porque salgo sensorialmente desmontado tras presenciar el “6to Encuentro Internacional de Coreógrafos, México-Puerto Rico”, presentado por la Compañía Ciudad Interior, fundada y guiada desde hace ocho años por el coreógrafo y bai

¿Entonces?

¿Entonces?
¿Qué digo de una obra de la cual no sé qué entendí? ¿Presentó algo entendible? ¿De qué sirve entender en este caso? Para no quedarme en blanco --el de la pantalla--, empezaré por detenerme en el momento de inevadible atención del desnudo de las personajes. ¿Qué lo justifica o

Ficcion verdadera, engaño asustado

Ficcion verdadera, engaño asustado
Hay un cambio en la gestión teatral cuya sensatez es tan obvia que lo hace imperceptible, pero resulta muy apreciable: la constitución del repertorio. Por años muchos grupos queretanos estrenaban un montaje y después de la primera temporada ese trabajo pasaba a reafirmar la efemeridad

MAS QUE VER

Hablar solo…¿es un síntoma de cordura?

¿Recuerdas la última vez que extraviaste tu celular? Seguro sentiste como se te comprim

08-06-2016
Leer más
“Silencio” - La última tentación de Cristóvao Ferreira

Para ir de Lisboa a Nagasaki, hay que pasar antes por Goa y Macao. Para ello, se requieren

Leer más
Inteligencia artificial sustituira varios empleos en 2025

Dos consultoras afirman que en el año 2025, el 50% de los actuales puestos de trabajo hab

Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?