Masacrar la masacre

Jueves, 04 de Octubre de 2018 00:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF

Masacrar la masacre

10:40 hora inusual para la convocatoria a un espectáculo, que siendo performático pudiera tener una significación histórica o intencionalidad social. “Poética de la masacre”, de John Martín Cordero Peralta, catedrático de la FBA-UAQ, presentado por Vestigium Arte Móvil A.C., colectivo artístico de la misma facultad con diez años de trayectoria, está cargado de situaciones y elementos significantes ad infinitum, según el bagaje cultural y de experiencia de vida de cada espectador.

Con quizá un cuarto de siglo de trayectoria artística queretana el creador colombiano ¿tendría presente que otro 27 de septiembre, pero de 1821, entró en la ciudad de México el Ejército Trigarante concluyendo la independencia del virreinato de la Nueva España? Concediendo premeditación, ¿cabría con esta coincidencia el cuestionamiento de tal culminación libertaria, viéndonos sojuzgados por la criminalidad de diferentes especialidades, desde fuera y dentro de las instituciones?  masacre1

¿Por qué se presentó en la explanada de la rectoría universitaria? ¿Mera logística: disponibilidad de recursos sonoros, mínimas distancias a recorrer; prescindir de las burocráticas autorizaciones y evitar las disputas de espacio en agendas colmadas de solicitudes para la expresividad? ¿O aquí cabría esperar una mayor receptividad emocional e intelectual, y dada la edad de la mayoría de los espectadores, mayores expectativas de respuestas y reacciones constructivas y solidarias?

Con o sin septiembre mediante, la alusión patria con los colores nacionales cruzando en diagonal el adoquinado es innegable. Se antoja la concurrencia de los cuatro elementos: agua, tierra, viento y fuego, pero físicamente éste está ausente. Los tres primeros nos hablarían de la fertilidad, el último de la vida, pero ésta lucha por estar y ser, y a esto obedecería la presencia de J.M. Cordero P., K.V. Arriaga Espinoza, I.N. Calvillo Rivera, G. Espinoza Padilla, Fdo. Flores Medina, A.A. Gallegos Tapia, A.D. García Morgado, M.A. García Frías, M.M. Martínez Yáñez, H. Pérez Martínez, C.A. Pineda Gómez, R. Rodríguez Domínguez, N.A. Vargas Sánchez, M. Vázquez Alencáster, L.P. Velázquez Caltzontzin, O. Torres Garnica, A.U. Parrales Argueta, estudiantes del tercer semestre de la licenciatura en Arte Danzario con línea terminal en Danza Contemporánea, con un maestro del correspondiente programa educativo.

Es presencia precisamente la que aportan los y las dieciséis jóvenes ejecutando un desplazamiento lento y armonioso, manteniendo el porte, con el cual sugieren e imponen ritualidad que termina resquebrajándose con la llaneza denunciante, acusadora y reclamante de ‘dignidad’, ‘cambio’, ‘justicia’, ‘tolerancia’, ‘seguridad’, ‘valor’ recurriendo a su única y más valiosa posesión: su ser, sus cuerpos desprovistos de cualquier protección salvo el reclamo de la vida y la correspondiente fructificación cual natural postura opuesta a la barbarie. masacre2

Tras la lenta y larga aparición, el impacto de la sencillez, la falta de adorno, llena la visualidad: prevalece el blanco de las camisas de apariencia escolar, desabotonadas, sin diferenciación de género, sobre las lycras negras. Dos individuos, hombre y mujer, cuidadosamente envueltos con blanquísimas  telas  son auxiliados para yacer descubiertos ella en el blanco, él en el rojo. Ambos quedan recostados sobre sus costados, sus teces contrastan marcadamente, ninguna con sombra alguna de exposición a la intemperie. Solamente portan sendas albas máscaras neutras. Una personaje en rojo, caminando en sentido de regreso, al tiempo que despedaza su vestido discrepa del conjunto. Proyecta una serena altivez que la resguarda de una condición inerme. Se detiene al borde del blanco. El ‘piercing’ en la parte superior del ombligo es el único elemento ajeno a su cuerpo. A sus costados compañeros y compañeras utilizan sus espaldas cual letreros que podríamos tomar por exigencias gritadas.

John Cordero, a la vera de las franjas tricolores ha fungido como declamador leyendo “Esta tierra que piso”, de la poeta mexicana Rosario Castellanos, manipulando la tierra y sus posibilidades fructificantes. ¿Por qué sin zapatos y ataviado como maestro de ceremonias? Una significación más de “Poética de la masacre” que dejo para otro traductor y/u otra imaginación performática más despierta y progresista.

 

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Termina un mal sexenio para el ‘Manuel Herrera Castañeda’

Termina un mal sexenio para el ‘Manuel Herrera Castañeda’
  Es el mejor premio en México para la escritura de cualquier género porque ofrece el mayor monto pecuniario, la publicación y el montaje, ¡y todo lo cumple! En tales términos conocí la expresión de un dramaturgo, no sé si ganador del Premio Nacional de Dramaturgia ‘Manuel

Terminación del ‘conversatorio crítico’ del 10º EITAI

 Terminación del ‘conversatorio crítico’ del 10º EITAI
“Country”, de Juan Carlos Franco, con una temporada los domingos de mayo y junio en la cartelera queretana 2015, una función el jueves 16 de julio en el Festival de la Joven Dramaturgia y otras fechas, también estuvo presente en el 10º EITAI, en el mismo foro donde ha sucedido la ma

La dramaturgia privada

La dramaturgia privada
Sin empeño exhaustivo vienen fácilmente a mi memoria los nombres de Jéssica Zermeño, Franco Vega, los grupos Barón Negro, Integrartes, y Teatro Gesto, sin desechar la pertinencia de apuntar autores que han carecido de continuidad o quizá ya no reincidan. Asemejados todos por estar en

Clásicos inspiradores

Clásicos inspiradores
Cometí el error de preconcebir una trama de una obra de teatro suponiendo una intención finalmente equivocada en su título y, como cabía esperar por lo menos al cincuenta por ciento, me desilusioné. Me esperancé en ver a Desdémona contrariar, casi a nivel de reivindicación y vengan

El trazo del principio

El trazo del principio
¿Se suicidó?, ¿apuntó mal? Ahí, Marce, ahí córtala. No metió ahí el final. La tuvo y la dejó pasar: la vuelta de tuerca que hubiera amarrado tan bien con el inicio, y relegado a la irrelevancia tanto lugar común de “Eternamente”, en el ‘Esperanza Cabrera’, el viernes 11

Los encerrados están afuera

Los encerrados están afuera
Abundaban los estudiantes de psicología entre los próximos espectadores que acudían a la función del martes 26 de agosto de El sistema del Doctor Tarr y el Profesor Fether. En la taquilla se privilegiaba a quienes habían hecho reservación, excusándose con la pequeñez del aforo que

MAS QUE VER

Debutantes promisorias

Cuanto me estorba la motivación del dramaturgo para reseñar y comentar el estreno mundia

Leer más
Charles Dickens de “El Hombre que inventó la Navidad” será interpretado por Dan Stevens

Tras ser interpretado un par de veces (por ejemplo por Simon Callow), Charles Dickens

09-11-2016
Leer más
La primera imagen de Ben Affleck como Batman

El director ZackSnyderhace unos días se encargó de difundir a través de su propia cuent

21-05-2014
Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?