Lo suficiente y necesario

Jueves, 05 de Marzo de 2020 00:00 Oscar Salas ECLÉCTICA - El Espectador
Imprimir PDF

Lo suficiente y necesario

Dramatizar el enamoramiento juvenil, con sus escarceos, sus suposiciones, sus alejamientos, sus reconvenciones, malentendidos, incomprensiones, equivocaciones, rompimientos, in y exculpamientos, reconciliaciones; caricias y arrumacos intensos, inopinados, suele habitar los pinitos creativos de quienes no encuentran satisfacción en una biblioteca inabarcable sobre el tema. Diríase que tal autoría es connatural al asomo a la vida, o más bien parte de éste: la inquietud por probarse, sentir que una trama propia fluye, vive, incluso absteniéndose de estar en ella; sin excluir, frecuentemente, la dirección escénica. Durante febrero de 2020 ha retomado su turno Marai Salinas con “Maldita dulzura”, presentando la segunda temporada ahora en El Jacalón de la FBA-UAQ. dulzura1

Consignada esta reincidencia cíclica en una integrante de la promoción que este junio-julio de 2020 egresará, o desocupará las aulas que ha habitado durante los últimos cuatro años, advertí que el trazo escénico, pero sobre todo el tono y la dirección de los parlamentos del joven personaje masculino, además de la construcción de estos, nos informa que nos vamos a enterar de la trama a partir del final. ¿Se dirige a ella en ausencia? ¿Debemos suponer que la encara expresándole su sentir en cuanto a sus relaciones? Contribuye a este entendimiento la localización de ella en una mesa desierta envuelta en la sombra bajo una iluminación mortecina; su corporeidad proyecta cierto decaimiento anímico y talante impaciente e incómodo. Su organicidad es de disgusto, con los intentos agotados. Un arranque exigente teniendo en cuenta el inicio climático, o sea, no hay un fluir con un crescendo, no hay un tránsito temático en tensión creciente; durante la función conocemos en desarrollo que desemboca en el desenlace conocido anticipadamente. Viene bien, cae bien, tanta expresión explícita con tanta brevedad de tiempo y recursos. En respaldo de esta concisión cabe apuntar una concentración unitaria, visualmente las presencias de él y ella empatan tanto como sus caracterizaciones reforzando la verosimilitud de sus relaciones, igualmente su contención, su mesura para bordear el melodramatismo. Ella y Él, sin nombres, son cualquier pareja o todas las parejas jóvenes con intenciones o en vías de emparejamiento, debatiéndose entre las conveniencias del compromiso sin aparcar las del no-compromiso, esa otra bienamada: la libertad.

El respaldo y la reiteración temática musical no deja de provocar la desatención de la representación para atender la trama trovada. Al final, como reafirmación y resumen de la narración escénica presenciada le da una grata suavidad a la salida o desconexión de la escenificación. Se agradece prescindir de la manida diferenciación económico-social entre él y ella como factor melodramático?

 

Commentarios:

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar

MAS "ESPECTADOR"

Teatro navideño con pincelada primaveral

Teatro navideño con pincelada primaveral
Con un escenario queretano pleno de pastorelas es arduo el llamado al renuente y esquivo espectador que mucho se ausenta de los numerosos espacios de aspiración teatral durante la tercera semana decembrina, precisamente la de las posadas. El tema bíblico de la anunciación de María, el

Mi no-propuesta al 1er Congreso Nacional de Danza

Mi no-propuesta al 1er Congreso Nacional de Danza
Invitado cuatro días después de la fecha de inscripción para la participación en línea ---15 de octubre---, fue una doble sorpresa que se acrecentó con la no-identificación solicitada del anfitrión. Así no debí admitir que carezco de propuestas, apenas puedo ofrecer un testimonio

Condenación amorosa

Condenación amorosa
Narciso Arsen se solaza en la contemplación de su persona, recorre embelesado todas sus longitudes hasta donde su mirada le alcanza. No cesa de admirarse persistentemente. No están exentos de su admiración y delicado miramiento los objetos relacionados con su cuerpo, su presencia y su a

A cada quien su cuenta y su tramo

A cada quien su cuenta y su tramo
Determinados y definidos como las piezas del ajedrez, así, sin lugar a desatinos, podemos dar el requiescat in pace (RIP) al libre albedrío. Es una de las líneas de interpretación de “Coloquio nocturno”, que podemos dar siguiendo la adaptación libre de Leonardo Cabrera de la obra

Una vagonera en el eurotúnel de ‘La Caverna’

Una vagonera en el eurotúnel de ‘La Caverna’
Una oferta de estupidez firmada por XTeatro en la que va la actuación de Juan Carlos Rocha puede valer como apuesta ganadora por un montaje escénico de entretenimiento esmeradamente planteado y construido desde la elección de la dramaturgia, fue el pensamiento que me animó el viernes 2

Metacoetaneidad

Metacoetaneidad
Los debutantes y el veterano de alrededor de tres décadas escénicas coinciden abrevando de la generación dramatúrgica mexicana que floreció asombrantemente en los años cincuenta; sorprendente y misterioso que ambos hayan decidido contemporanizarlos respetándolos. Luisa Josefina Hern

MAS QUE VER

Jack Black se une al reparto de “Jumanji”

Tal y como informa The Wrap (y ha confirmado posteriormente su principal estrella), J

13-05-2016
Leer más
La Gradualidad como Contención Escénica

Dos amigas o colegas o amigas y colegas cuya amistad quizá sea por compartir la de quien

Leer más
Skynet… ¿es real?

Skynet es el nombre que recibe la inteligencia artificial que lidera al ejército de las m

Leer más

EVENTOS PARA HOY

¿QUE HAY EN EL CINE?

RAZA EN FACEBOOK

Encuesta

¿QUE TIPO DE PERSONALIDAD TIENES?